fbpx

El drama de las comunidades indígenas de Pastaza

Un verdadero drama y angustia viven diariamente en las comunidades indígenas y el poder público se muestra indolente y descuidado.

Así lo evidenció Rosa Aranda de la Comisión de salud del pueblo ancestral kichwa kausay sacha de la parroquia Río Tigre, parroquia ubicada en el límite con Perú.

Rosa evidenció la crítica situación que viven las 7 comunidades del sector más alejado de la provincia, al límite con el Perú. Señaló que el único subcentro de salud no cuenta con médico ni medicina. La explotación de petróleo en el campo Villano ha traído consecuencias a sus comunidades especialmente por la contaminación de sus aguas. Esto se evidencia en enfermedades a la piel y otras dolencias especialmente en los niños.

Así mismo informó que tampoco les llega el servicio de ambulancia aérea a ninguna de las 7 comunidades. Las mujeres embarazadas solamente tienen asistencia de las parteras locales y curanderas de la comunidad en casos de necesidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *